¿Y cómo huir cuando no quedan islas para naufragar?

martes, 19 de enero de 2010

No bajes la persiana del todo..


..quiero poder mirarte. Deja que la luz entre y forme lineas en tu cuerpo.
La noche pasó más rápido de lo que había deseado. Por un momento me arrepentí de no bajar la persiana, ocultar la luz, y quedarme más tiempo entre sus brazos.

- Buenos días, princesa. Estás preciosa -me dijo, mientras sonreía-.
- ¿Puedes quedarte aqui? Sólo un poco más..
- No me iré nunca, si tú no quieres que lo haga.
- Quedate siempre.
- Estaba deseando que me lo pidieras.

3 comentarios:

Motor Psico dijo...

nos seguimos !
mucha suerte en todo.
muy lindas palabras.Propio de toda mujer

(...nira...) dijo...

*________*

Lau dijo...

varias veces me dijeron - ¿Puedes quedarte aqui? Sólo un poco más..
y yo le dije q no!,, y sabes que? me arrepiento =(